Apuesta doble oportunidad: que és y cómo hacerlas

¿Has hecho alguna vez una apuesta a doble oportunidad? ¿Sabes cómo funciona este tipo de apuesta ¿Te gustaría intentarlo?

Hoy te contamos en qué consisten las apuestas a doble oportunidad, en qué situaciones podremos sacarles el mayor partido y dónde puedes hacer este tipo de apuestas. Como siempre, el objetivo es que conozcas un tipo de apuestas, una herramienta más, que te permita ampliar tu espectro apostador y hacer mejores pronósticos

Apuestas a Doble Oportunidad

Una apuesta a doble oportunidad es aquella en la que apuestas por dos de los posibles resultados del evento: es decir, en el caso del famoso mercado de fútbol 1×2, por ejemplo, podrías elegir dos resultados entre la victoria local, el empate o la victoria del visitante. Es decir, eliges dos de estos posibles resultados, los combinas como quieras y apuestas por ellos. Obviamente, apostar a dos de los tres resultados de un evento nos brinda muchas más opciones de ganar.

¿Te gustan las apuestas a doble oportunidad? Votanos ¡¡ 1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)

Cargando…

El formato en el que se ofrecen las apuestas a doble oportunidad y que encontrarás en las casas de apuestas es: 

  • Victoria local o empate: 1x
  • Victoria local o victoria visitante 12
  • Empate o victoria visitante: x2

Aquí puedes ver un ejemplo de cómo se presentan en Sportium este tipo de cuotas. 

Como ves, en este caso, puedes apostar a que gana el Espanyol o empata con el Athletic de Bilbao a 1.40, mientras que la victoria del Espayol en este caso se paga a 2.60 y el empate se paga a 3.0. En el caso de que apuestes a que gana uno u otro equipo, consigues una cuota de 1.36. Como hemos visto, para el Espanyol la cuota es de 2.60 y la del Athletic es de 2.87. Si prefieres apostar a que ganan los leones o se empata, la cuota es de 1.44. Como ves, las cuotas en caso de doble oportunidad bajan mucho sobre las cuotas sencillas 1×2, pero tus probabilidades de acertar también suben mucho, porque estas cubriendo el 66% de las probabilidades del suceso con tu apuesta. Es por eso que las cuotas que se ofrecen son menores.

En la mayoría de las casas de apuestas de contrapartida encontrarás mercados Doble Oportunidad. Eso sí, para fútbol casi exclusivamente.

Oportunidades a Doble Oportunidad

Como ves, las apuestas a doble oportunidad pueden no tener mucho sentido en algunos casos, pero en otros puede llegar a ser muy ventajosas. Imagina que un equipo superior a otro juega fuera de casa con mucha presión, con bajas, lesiones o con algún hándicap que conozcas… Esta puede ser una buena oportunidad. Es decir, las apuestas a doble oportunidad suelen ser buenas para apostar contra los equipos ‘grandes’.

Imagina un partido entre el Real Madrid y el Athletic de Bilbao, por ejemplo. Digamos que el Madrid está pasando una mala racha y sabemos que los de San Mamés se lo suelen pelear. Las cuotas para el Valencia no serán las mejores de su historia y las del Athletico estarán hinchadas, así que es una buena oportunidad para apostar al X2, es decir, en contra de los blancos porque apostar por el Athletic puede resultar demasiado aventurado… y si solo apostamos al empate, también podemos perder, pero con el X2 cubrimos dos opciones muy plausibles. Puedes apostar al resultado al descanso: las cuotas serán más elevadas para la victoria de los dos equipos y resulta una buena opción hacer una apuesta en vivo a la primera parte y luego reinvertir las posibles ganancias en otro pronóstico.

En estos casos, la apuesta a doble oportunidad nos permite una estrategia similar a la de layear que usan los apostadores en las casas de intercambio. Layear consiste en apostar a que algo no va a suceder. En las apuestas a doble oportunidad, al apostar a dos de los tres resultados, estamos apostando a que esos resultados ocurren y el tercero no. Sin embargo, en las casas de apuestas de intercambio, como la casa no se queda con un margen, las cuotas son mayores.

¿Cómo se apuesta a doble oportunidad?

Hacer apuestas a doble oportunidad es bastante fácil. Pero veámoslo con un ejemplo: supongamos que en el partido inaugural de Eurocopa 2016 Francia-Rumanía hicimos un pronóstico a doble oportunidad ‘Francia o x’ (o 1x). Es decir, apostamos a la victoria de Francia y al empate. Como ganó Francia, ganamos la apuesta. Si hubieran empatado, también habríamos ganado la apuesta. Solo hubiésemos perdido nuestra apuesta si Rumanía hubiera ganado. De hecho, al contrario también hubiéramos perdido:  si hubiésemos apostado ‘X o Rumanía’, hubiéramos perdido, porque los equipos no empataron y no ganó Rumanía. Si hubiésemos apostado a ’12’ (es decir, Francia o Rumanía), también habríamos ganado. En algunas casas, como hemos visto, tendremos la oportunidad de apostar a doble oportunidad al resultado al descanso en el área de apuestas en directo o live.

Donde apostar a doble oportunidad

Dadas las características de este tipo de apuestas, cabría pensar que sólo se puede apostar doble oportunidad en casas de intercambio -las únicas en las que puede apostarse a favor y en contra de un evento- pero lo cierto es que se trata de un mercado que podemos encontrar en un montón de casas de apuestas de contrapartida, generalmente eso sí para partidos de fútbol -y otros en los que se dan empates como el balonmano- porque por ejemplo en baloncesto no se suele producir un resultado idéntico de ambos equipos.

Repasamos algunas de las casas en las que se pueden hacer apuestas a doble oportunidad:

  • Sportium: en esta casa podrás encontrar apuestas a doble oportunidad para muchos partidos de fútbol, tanto pre partido como en su área Live.
  • Betfair: además de hacer apuestas a doble oportunidad, en Betfair también tienes a tu alcance apuestas de intercambio en su área Exchange.
  • Bwin: en la británica también se puede apostar a doble oportunidad, generalmente en encuentros de fútbol.
  • Wanabet: en la casa de Recreativos Franco también encontrarás este tipo de apuestas, también para fútbol casi siempre.

Como ves, las apuestas a doble oportunidad pueden ser muy interesantes en algunos casos y nos permiten asegurar resultados. Son una de las herramientas del buen apostador, que busca oportunidades fuera del tradicional ‘Ganador del partido’ y que pueden dar muy buenos resultados, especialmente en aquellos casos de partidos quizá no tan mayoritarios y en los que los bookies no han echado el resto para calcular las cuotas.